Murió el chico que estaba internado tras recibir un ladrillazo en la cabeza

0014310404

El adolescente de 16 años estaba internado hace cinco días en un el hospital Privado Nuestra Señora de la Merced de Tres de Febrero.

Falleció este viernes el joven Nicolás Verdala, que  había sido golpeado por una patota en Pilar, suceso que le provocó heridas de gravedad, por lo que permanecía en coma, con muerte cerebral y asistencia respiratoria mecánica.

El hecho que desencadenó la muerte de Nicolás ocurrió el domingo, cuando salía junto a sus amigos de una fiesta de 15 y caminaba por el cruce de Dr. Bernardo Houssay y Bolivia, en el barrio San Alejo de Pilar.

Según los testigos, el joven y sus amigos fueron interceptados por otro grupo que comenzó una pelea. Los familiares indicaron que Nicolas se mantuvo “a un costadito”, pero uno de los agresores tomó un ladrillo y le dio un golpe en la cabeza.

El adolescente llegó caminando a su casa y se acostó con normalidad hasta que su padre lo encontró en el suelo de la habitación. En el hospital, los médicos constataron que tenía muerte cerebral.

Por el hecho fue detenido un joven de 17 años que había hecho una publicación en su perfil de Facebook en la que se jactaba de la golpiza y de cómo luego de ella había reforzado su supuesto dominio territorial en el barrio.

El agresor fue acusado de “homicidio en grado de tentativa”, aunque tras la muerte de Nicolás la carátula de la causa se agravará a “homicidio”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *