La advertencia de AFIP a quienes tienen empleados domésticos sin declarar

El organismo envió más de 650.000 mails a los contribuyentes.


Luego de entrecruzar bases de datos de ingresos, declaraciones juradas y consumos con tarjetas de crédito y compararlos con el registro de casas particulares, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) sospecha que las personas que cumplen con determinado nivel de ingresos y consumo tienen personal doméstico a su cargo.

Es por eso que el organismo que conduce Leandro Cuccioli envió mails masivos para advertir a los contribuyentes que, presume, tendría empleados y empleadas domésticos sin declarar.

“A partir del cruce de tus datos patrimoniales y de consumo, te estamos enviando esta comunicación, porque nos llama la atención que no tengas a nadie registrado que te ayude en tus tareas domésticas”, advierte el mail.

Los aproximados 650.000 correos electrónicos comenzaron a llegar el lunes por la noche y, repite, una nota que el fisco envió hace un mes a las ventanillas electrónicas de los contribuyentes.

“Con un costo muy bajo y un trámite sencillo, el registro de Casas Particulares te permite registrar a todas aquellas trabajadoras que atienden las labores del hogar, cuidando a los niños, adultos mayores y desarrollan otras tareas fundamentales. De lo contrario, podés estar sujeto a sanciones”, aclara el comunicado.

El operativo de registro por parte del fisco no es nueva ya que hace un mes hizo lo hizo en 30 countries y barrios privados del Gran Buenos Aires y en diez edificios de lujo de Puerto Madero. En la que se detectaron que entre 1051 empleadas domésticas, el 40% estaba sin registrar. De esos 423 empleados en negro, la AFIP descubrió que treinta fueron registrados una semana más tarde, por lo que intimó al resto de los empleadores.

Cómo registrar empleo doméstico

El fisco creó una web especial, www.casasparticulares.afip.gob.ar, a la que se accede con clave fiscal. El trámite se realiza de manera online o por teléfono, al 0800-222-2526. El sistema pedirá el CUIL y la dirección del empleado. Luego, cada mes, habrá que generar un recibo de sueldo y pagar las cargas sociales. Los aportes y contribuciones pueden deducirse del impuesto a las Ganancias.

En cambio, vía web el procedimiento lleva once pasos: además de los datos del trabajador, se pide consignar el domicilio en el que se presta la tarea, cargar información sobre obra social elegida por el empleado y, de manera opcional, el CBU. También hay que aclarar qué tipo de tarea doméstica realiza -limpieza, cuidado de niños o adultos, jardinería, etcétera- y qué cantidad de horas semanales presta servicio. A más tiempo trabajado, mayor es el impuesto a pagar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *