En una noche mágica, Kobe Bryant se fue del básquet marcando 60 puntos

Uno de los grandes jugadores de la historia del básquet puso punto final a su carrera con una actuación para el recuerdo.

Cinco anillos de campeón, 1 MVP (Jugador Más Valioso por sus siglas en inglés) de la temporada regular, 2 MVP de las finales, el tercer máximo anotador de la historia de la NBA (33.630 puntos), el segundo jugador en anotar más puntos en un partido (81), 2 medallas de oro olímpicas; el legado de Kobe Bryant al deporte merecía una despedida como la que tuvo hoy por la madrugada.

A los 37 años, con 20 temporadas a cuestas al máximo nivel y 1567 partidos, el escolta nacido en Philadelphia se retiró del básquet con una actuación que quedará para el recuerdo: marcó 60 puntos para sus Los Angeles Lakers de siempre contra Utah Jazz.

En su despedida y ante personalidades como David Beckham y Jack Nicholson, Bryant jugó casi todo el partido a pesar de mostrar un cansancio evidente. Lejos de ser un partido homenaje, el equipo visitante estuvo arriba durante todo el partido y terminó la primera mitad con una ventaja de 15 puntos. A partir de la energía del escolta, la noche se convirtió en una película en la que los locales remontaron las acciones hasta emparejar en el último cuarto.

Como ha sido a lo largo de su carrera, Bryant tomó la pelota en los momentos decisivos y anotó 9 puntos en forma consecutiva para sellar el triunfo 101-96. A falta de 4 segundos para que termine el encuentro, se retiró ovacionado por el Staples Center de Los Ángeles en la última vez que el 24 oro y púrpura estuvo dentro de una cancha de básquet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *